Beneficios y desventajas de las visitas del presidente

Cuando Abinader acude a los pueblos instalan camiones del Inespre y de los Comedores Económicos

103 39
Las visitas del presidente de la República en una comunidad implica muchas cosas que traen ventajas a las poblaciones, y otras que significan un verdadero dolor de cabeza, como se pudo verificar este domingo en Yamasá.

Mucho antes de que llegara el mandatario a la provincia Monte Plata, se instalaron camiones del Instituto Nacional de Estabilización de Precios (Inespre). Uno de ellos vendía alimentos crudos a precios bajos en Peralvillo y otros dos en Yamasá.

Un saco de 25 litros de arroz costaba 500 pesos, un pollo entero 150 pesos, lo mismo que un salami y un cartón de huevos.

En otras ocasiones, se apuestan unidades móviles de los Comedores Económicos que entregan gratis platos de comida con moro, carne y ensalada.

Las filas son largas y calurosas, pero eso no amilana a mucha gente que siempre se anima a buscar su comida.

Siempre que el presidente visita una comunidad se hace algún trabajo, aunque sea superficial, a las calles por las que lo conducirán. Este domingo, por ejemplo, se allanó la tierra de la calle que lleva a la escuela Melania Manzueta, que se inauguraba, aunque la lluvia volvió a convertir el área en un lodazal. 

Los sacerdotes católicos y pastores evangélicos tuvieron la oportunidad de hablar con el presidente y hacerle peticiones personales o de Obras Públicas. Abinader también se reunió con emprendedores, agricultures y otros grupos económicos.

Alrededor del Club La Bomba, de Peralvillo, se juntó un gran número de personas que consumían productos en los negocios cercanos.

En algunos puntos se organizaron grupos a pedir cuatro años más con carteles, mismos que llegan a todas las provincias a las que va el mandatario.

Desventajas

Cuando el mandatario visita comunidades como Peralvillo, con una sola calle principal, que además es muy estrecha, el tránsito se vuelve caótico para todo el pueblo.

El tráfico abundante de la carretera de Yamasá fue paralizado varias veces el domingo, debido a la entrada o salida de Abinader de una de las nueve actividades que encabezó, la mayoría de ellas en esa misma vía.

Cientos de automóviles formaban un tapón cuando la seguridad del jefe de Estado detuvo el tránsito hasta que llegó a una iglesia evangélica. Después que entró, los militares dejaban pasar los vehículos en un sólo sentido a la vez, ya que la caravana de yipetas que acompañaban al gobernante en la calle no dejaba espacio para más.

Los motoristas se juntaron dalante, unos indignados y otros pidiendo reelección.

La presencia del mandatario también suele trastornar por un tiempo considerable el funcionamiento normal de instituciones y espacios públicos, como hospitales.

El acceso a un centro médico, a una playa, a una plaza o de una persona a su propia vivienda se puede dificultar por la enorme cantidad de vehículos y gente que atrae la figura del presidente.

El Cuerpo de Seguridad Presidencial se adueña del área donde estará el mandatario, ocupando incluso los techos de las viviendas.

Mostrar comentarios (103)

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Asumiremos que está de acuerdo con esto, pero puede optar por no participar si lo desea. Aceptar Lee mas