Presidente AIRD señala retos del sector industrial dominicano

Virgilio Brache dijo que la economía circular y la sostenibilidad ambiental son el tercer reto

0 7

El presidente electo de la Asociación de Industrias de la República Dominicana (AIRD), Julio Virgilio Brache, enumeró hoy cinco retos que tienen los industriales y el país, siendo el primero establecer empresas de calidad mundial.

“Propongo que sigamos trabajando en conjunto con las instituciones estatales, la sociedad y todos los sectores productivos, con la firme convicción de que juntos podremos hacerle frente exitosamente”, señaló el empresario.

El empresario indicó que es necesario que las prácticas empresariales se correspondan cada vez más con una cultura de la calidad, tecnología e innovación, enfocada en la gestión del conocimiento. “Para adaptarnos a las exigencias que plantea la Cuarta Revolución Industrial, a fin de que ninguna industria, ningún sector, quede fuera”, dijo. 

Al hablar durante el Acto de Entrega de los Galardones al Mérito Industrial, señaló que el segundo reto es el fortalecimiento de la cooperación público-privada. Esto porque el desarrollo sostenible de la nación requiere de la existencia de espacios de concertación y colaboración entre el sector productivo y el gobierno. 

“La interacción público-privada en el combate al ilícito es un claro ejemplo de que esto es posible, como han de serlo esos otros esfuerzos conjuntos en los que vamos a participar para dar respuesta a las necesidades coyunturales de nuestro sector y de nuestro país”, señaló.

Al dirigir su primer discurso como presidente electo de la AIRD, Virgilio Brache, dijo que la economía circular y la sostenibilidad ambiental es el tercer reto.

Indicó que uno de los grandes logros alcanzados por la AIRD es el haber colocado en la agenda nacional la posibilidad de que se comiencen a cambiar algunos de los hábitos de producción y consumo, especialmente aquellos que tienen que ver con la gestión de residuos sólidos. 

“Visualizar el proceso productivo como circular significa que todos los residuos puedan ser aprovechados, impactando mínimamente al medioambiente. Esto es precisamente lo que seguiremos apoyando a través de la Alianza Nueva Vida para los Residuos (NUVI)”, apuntó.

Señaló que motivará a que más empresas se sumen a esta iniciativa y, por igual, “apoyaremos la creación de sistemas integrados de gestión de residuos sólidos”.

Comercio exterior

Otro reto que señaló Virgilio Brache es el comercio exterior

Detalló que desde finales de la década de los 90, se suscribieron diversos acuerdos de libre comercio con la Comunidad del Caribe (Caricom), Centroamérica, Estados Unidos y Europa, consecuencia de lo cual han asumido una serie de compromisos cuyo cumplimiento hace necesario que se tomen en cuenta las sensibilidades que pudieran afectarse con su implementación.

“Por ejemplo, el desmonte arancelario pendiente del DR-CAFTA, de no observarse dichas sensibilidades, pudiere tener un importante impacto en nuestro sector agroindustrial“, resaltó.

Recordó que durante la pandemia, “fuimos testigos de primera mano de la conveniencia de contar con un sector de manufactura local resiliente que, ante factores externos fuera de nuestro control, pueda mantener el abastecimiento de todos los productos requeridos por los dominicanos en su día a día.  Esto hay que protegerlo y fortalecerlo”. 

Encadenamientos productivos

El empresario puso como quinto reto los encadenamientos productivos.

Dijo que uno de los ejes más significativos en búsqueda de la competitividad y el incremento de la productividad es el de los encadenamientos productivos.  

“Estaremos enfocados en dinamizar el encadenamiento del sector de manufactura local con las zonas francas, con las empresas del sector turístico calificadas bajo el Consejo de Fomento Turístico (Confotur) y con las empresas aprobadas en la zona de desarrollo fronterizo”, enfatizó.

Aseguró, también, que continuará fomentando el encadenamiento productivo digital de las mipymes con sus suplidores y clientes, de tal manera que se facilite que las pequeñas empresas se conviertan en medianas y las medianas en grandes, para seguir fortaleciendo el ecosistema productivo del país, creando oportunidades para todos. 

“Esto lo promoveremos convencidos de que la industria, sea cual sea el sistema en que se encuentre, ha de trabajar bajo un mismo esfuerzo para hacer de la República Dominicana la potencia industrial de la región”, expresó.

Deja un comentario

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Asumiremos que está de acuerdo con esto, pero puede optar por no participar si lo desea. Aceptar Lee mas