Jurista argentino dice derechos se deben garantizar sin importar nacionalidad

Habla de los apuntes para una historia criminal del mundo

0 28

Invitado por la Universidad Autónoma de Santo Domingo (UASD), el Tribunal Superior Electoral (TSE) y la Procuraduría General de la República (PGR), el jurista argentino, Eugenio Raúl Zaffaroni dictó este martes la conferencia “Colonialismo y Derechos Humanos: Apuntes para una Historia Criminal del Mundo” en el Aula Magna de la primada de América.

Para el experto, los seres humanos en todo el planeta, por el hecho de serlos, deben tener un mínimo de derechos garantizados sin importar su condición económica o nacionalidad.

Zaffaroni hizo un recuento histórico del colonialismo y los derechos hasta nuestros tiempos, resaltando aspectos y debilidades de hoy en día el sistema judicial mundial.

Al hablar de los primeros esfuerzos judiciales realizados por los seres humanos, indicó que el mundo se presenta con un crimen en tiempos de la colonización.

Manifestó que, si el homicidio está sancionado en todo el mundo porqué existen tantas violaciones masivas.

Explica que, con la llegada de los europeos a América, llegó la discriminación, el crimen, las enfermedades y las muertes masivas, por la falta de medicamentos contra los contagios de estas enfermedades exportadas.

Habló sobre Fray Bartolomé de las Casas, la voz que se alzó contra los genocidios, cuya acción la consideró como punta de lanza al reclamo de derechos humanos en el mundo.

Asimismo, dijo que en aquella época –primeros años del siglo XVI- luego de la ocurrencia del robo de oro por parte de los colonizadores se habló por primera vez de la necesidad de garantizar derechos a la humanidad o protección jurídica universal del ser humano.

Afirma que esa protección jurídica tardó más de cuatrocientos (400) años en materializarse a partir del citado siglo XVI.

Sobre Zaffaroni

Zaffaroni ha sobresalido en el área doctrinaria, haciendo aportes en la Teoría del Delito, además, fue juez de la Corte Suprema de Justicia Argentina y miembro de la Corte Interamericana de Derechos Humanos.

También, ha recibido título de Doctor Honoris Causa de más de 49 universidades latinoamericanas y europeas, Profesor Honorario de la Primada de América y autor de numerosas obras de derecho penal y criminología.

Graduado en la Facultad de Derecho y Ciencias Sociales de la Universidad de Buenos Aires en 1962, obtuvo el doctorado en Ciencias Jurídicas y Sociales en la Universidad Nacional del Litoral en 1964. Fue juez penal, convencional constituyente de la Nación, legislador de la Ciudad de Buenos Aires e interventor del Instituto Nacional contra la Discriminación, la Xenofobia y el Racismo (INADI).

Fue profesor de Derecho Penal e Historia y Filosofía del Derecho Penal, y responsable de las cátedras de Criminología, Derecho Penal y Sociología del Derecho en diversas universidades de distintos países.

Ha recibido el título de doctor honoris causa de más de 30 universidades latinoamericanas y europeas. Se lo considera “uno de los juristas más renombrados en Latinoamérica y en Europa”,  destacándose por sus producciones en derecho penal, teoría del delito, derecho procesal penal, criminología y derechos humanos.

Deja un comentario