Murió Pelé, el eterno rey del fútbol

Con 17 años dio a Brasil el primer Mundial de su historia y envió un mensaje al mundo: la joven estrella llegaba para quedarse

0 8

Su nombre era Edson Arantes do Nascimento, pero el fútbol lo convirtió en su “rey” y la historia lo recordará con un diminutivo universal: Pelé.

Paradójicamente, son las imágenes en blanco y negro las que mejor capturan toda la luz y el brillo que este genio le entregó al fútbol, cerrando una vida de ’10’ este jueves al fallecer en Sao Paulo a los 82 años.

El 29 de junio de 1958, el mundo descubrió deslumbrado a este joven de 17 años que anotó dos goles en la final del Mundial contra Suecia, en Solna, para dar a Brasil (5-2) su primer título.

La velocidad de sus remates, dribles, técnica, fueron para quitarse el sombrero. Habilidoso con los dos pies, potente marcando de cabeza como nadie en su momento a pesar de sus modestos 1,72 m, su figura permitió que el fútbol brasileño se convirtiera en el “fútbol samba” aclamado en todo el mundo.

‘O Rei’ logró tres títulos mundiales con la selección de Brasil (1958-1962-1970), récord para un futbolista. Antes de Catar-2022 era el máximo artillero de la Seleção (77 goles en 92 juegos), ahora ese honor lo comparte con el astro Neymar.

También es el máximo goleador del Santos (1.091 anotaciones en 1.116 cotejos), con el que conquistó dos Copas Libertadores y dos Intercontinentales en 18 años.

“Eres el mejor de todos los tiempos”, le dijo alguna vez el alemán Franz Beckenbauer, compañero en el Cosmos de Nueva York, donde cerró su carrera entre 1975 y 1977.

Nacido el 23 de octubre de 1940 en un hogar pobre de la ciudad de Tres Coraçoes, en el estado de Minas Gerais (sureste), de niño fue a vivir con sus padres en Bauru (interior de Sao Paulo) y vendió cacahuetes en las calles.

Comenzó a jugar fútbol cuando era un infante y a los 16 años firmó contrató profesional con Santos, donde consolidó su carrera, hasta su pase al Cosmos por 7 millones de dólares, un récord en la época.

– Tricampeón –

De frágil porte en su juventud, el ‘Rey’ se estrenó en la selección brasileña frente a Argentina por la Copa Roca, en 1957, jugado en el mítico Maracaná de Rio de Janeiro. En el segundo tiempo dejó el banco y anotó un gol, pero sin evitar la derrota 2-1.

Y luego vino el Mundial de 1958, en el que cumplió un sueño y una promesa de niño. “En la final de la Copa del 50, Brasil perdió ante Uruguay y mi padre quedó muy afligido. Cuando lo vi en lágrimas le pedí que no llorara más, porque yo iba a ganar una Copa del Mundo para él”, solía contar.

Su figura se proyectó también en la conquista del bicampeonato, en Chile-1962. Aunque aquella vez, por una lesión, cedió el estrellato al espectacular Garrincha.

Ocho años más tarde tendría su revancha en México –Brasil fue eliminado en la primera ronda en Inglaterra-1966, donde Pelé fue molido a golpes-, cuando la que se considera la mejor selección de fútbol de la historia se consagró tricampeona. 

Allí, en el estadio Azteca, junto a astros como Rivellino, Jairzinho o Tostao, Pelé hizo definitiva su corona de rey a fuerza de goles y lujos.

Un año antes, el 19 de noviembre de 1969 en el Maracaná, ‘O Rei’ marcó de penal ante el Vasco da Gama su celebrado milésimo gol, una cifra cuestionada porque incluye anotaciones en juegos no oficiales.

En 2000, la FIFA lo proclamó futbolista del siglo XX basado en la opinión de especialistas y federaciones. Otra votación popular, impulsada también por el máximo rector del fútbol, proclamó al argentino Diego Armando Maradona.

Ya en 1981 el periódico deportivo francés L’Equipe le había concedido el título de Atleta del Siglo, ratificado también en 1999 por el Comité Olímpico Internacional (COI).

– Ministro, cantante y actor –

Su fútbol le dio fama mundial y con ello conoció personalidades políticas, artísticas y de negocios. Su cercanía con el poder y su tenue apoyo a la causa antirracista le acarrearon críticas a lo largo de su vida.

Intentó alejarse de los escándalos, pero al final de su vida, cuando su salud ya se había deteriorado, especialmente con la aparición de un tumor en el colon extirpado en septiembre de 2021, confesó que tuvo varios “affaires”.

Tuvo siete hijos reconocidos, tres con su primera mujer, dos hijas con la segunda y otra que obtuvo un mandato judicial para que la aceptara. Edinho, otro de de sus hijos, fue preso por narcotráfico.

Pelé también estuvo en la pantalla grande, pues su figura apareció en al menos una docena de obras, incluidos documentales sobre su vida.

Después de que colgó los botines, Brasil sigue buscando al sucesor del ’10’: Zico, Sócrates, Romario, Ronaldo, Kaká, Robinho, Ronaldinho y el último de ellos Neymar, también surgido en el Santos y protagonista del fichaje más caro de la historia, del Barcelona al PSG por 222 millones de euros en 2017.

Pero más allá de contrataciones astronómicas, a ‘O Rei’ nadie le quita la corona.

Deja un comentario

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Asumiremos que está de acuerdo con esto, pero puede optar por no participar si lo desea. Aceptar Lee mas