Señales en las piernas y pies de mala circulación

Mira qué señales puedes observar de una mala circulación.

0 60

Muchas personas sufren de mala circulación tanto en las piernas como en los pies. La mala circulación puede deberse a causas genéticas, pero también por hábitos adquiridos.

Síntomas frecuentes de la mala circulación:

Hormigueo: en las piernas se tiene esta sensación que, además, puede estar acompañada de calambres e indicar un problema más serio.

Color: si los pies se ven más blanquecinos o amoratados, es una señal de mala circulación.

Fatiga: sensación de pesadez en las extremidades, poca agilidad para moverse, pese a que el esfuerzo no es muy grande.

Piel seca: la mala circulación en piernas y pies lleva a que cambie la textura de la piel en esas zonas.

Cicatrización lenta: si hay mala circulación, los glóbulos blancos no se mueven a una velocidad adecuada. Esto afecta los mecanismos inmunitarios y, por eso, es posible que las heridas tarden más en cerrarse y cicatrizar.

Deja un comentario

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Asumiremos que está de acuerdo con esto, pero puede optar por no participar si lo desea. Aceptar Lee mas