Marissabel Marte, veterana actriz que no teme a los retos

La artista, quien en la aclamada película dominicana dio vida a la madre adicta de la protagonista de la trama, habló para Diario Libre sobre este y otros proyectos

1 46
Una artista. Así es como mejor puede definirse la polifacética Marissabel Marte. Actriz, cantante, humorista, comunicadora y productora. Ella no teme a los retos tal y como muestra su más reciente participación en el cine dominicano, donde dio vida a “Adelayda”, uno de los roles con más carga emocional para cualquier intérprete.

Hablamos de la cinta “Rafaela”, que está aún en exhibición en los cines de Fine Arts, Novocentro, donde se adentró en el personaje de una madre adicta en un barrio de la capital dominicana; un drama con una problemática actual, donde su protagonista, una joven del barrio Capotillo de Santo Domingo, quien viene de una familia disfuncional y que sueña con mudarse a otro lugar junto a su madre, se convierte en la líder de una pandilla que comete delitos menores y que varias circunstancias la orillan a enfrentarse al capo del barrio, quien quiere forzarla a trabajar para él.

Rafaela, interpretada por la actriz Judith Rodríguez, es constantemente amedrentada por ser una mujer que los demás ven como transgénero y no logran descifrar, y dentro de un mundo cada vez más violento ella lucha por encontrar su identidad. Sobre este proyecto, su rol como mujer en el humor y los retos que esto acarrea conversó para Diario Libre.

Ese rol llegó a ella de una forma inesperada. “Mario Núñez, actor y productor, me llama y me dice: ‘Marissabel tengo un personaje para ti’, me cuenta que se trata de una drogadicta y se me hizo tan difícil adentrarme en un personaje con tanta demanda emocional, porque yo vengo de hacer humor en la televisión y en las redes sociales”, asegura. “Eso sí, me advirtió -continúa- ‘nada que ver con lo que has hecho hasta ahora'”.

“Cuando me di cuenta de la carga emocional que tiene este personaje francamente me chocó un poco”, confesó, aunque, aseguró, se tranquilizó al ver el gran equipo, tanto delante como detrás de las cámaras, que formaba parte del proyecto.

Aparte de ella y Judith Rodríguez, el elenco lo completan: Manuel Raposo, Esmaylin Morel, Luinis Olaverría, Anderson Mojica, Diego Yunez, Gerardo Mercedes, Nicole Pujols, Frailyn Morillo, Hony Estrella, Eduard Díaz y Danilo Reynoso. Dirigido por Tito Rodríguez, bajo un guion de Cristian Mojica y producción de Danilo Reynoso. El resultado fue muy bien recibido, la cinta fue premiada en festivales de Panamá y la India, destacando el trabajo interpretativo de Marte.

“[Recibir esos reconocimientos] sobre todo por lo que implica, y por lo que tuvimos que esperar para la realización (el proceso inicial empezó hace diez años de querer hacer esta película) me da muchísima alegría y también saber que fuimos premiados en varios festivales. Fue increíble la conmoción de la gente a pesar de la barrera del idioma; la gente lloraba con la película. Ganamos el primer lugar en el festival de Panamá”, señaló emocionada.

Ella aún recuerda lo complicado que fue desprenderse del personaje. “El hecho de tener que rodar en el barrio de Capotillo, y ver cómo vive la gente de nuestros barrios a mí me llena de mucha emoción, porque, aunque yo me críe en un barrio, nunca vi esa realidad, porque mi mamá me tenía en una especie como de burbuja y nunca vi esa realidad”, reveló. Una realidad que quedó evidenciada en la cinta, y de ahí lo real y cruda que fue.

“Entrar al lugar donde nosotros rodábamos y ver gente con tanto deseo de superación, pero al mismo tiempo con tantas precariedades, me hizo valorar más las cosas que tenemos”, estimó.

“Yo llegaba a mi casa y le decía a mi esposo: ‘todavía no soy yo’. Llegaba con los ojos hinchados de tanto llorar, fue muy difícil para mí”, recordó aún con la emoción de esos días de rodaje.

Se necesita más apoyo en otras áreas del arte

Marissabel ve muy positiva la ley de cine y los incentivos que otorga a los trabajadores del séptimo arte, sin embargo, expresó que se necesita replicar este tipo de iniciativas a otras áreas para que se desarrollen de la misma manera que lo ha hecho el cine.

“Estamos esperanzados con la ley de Mecenazgo, pero debería apoyarse a través de legislaciones a áreas como el teatro, ya que sí ha habido un interés mayor en los últimos años del público hacia el teatro, pero se necesita más”, reiteró.

Ella también ha dado sus pasos como directora y productora de cine y a principios de este año rodó “Nubarrones Malva”, protagonizado por Héctor Then y Erika Plasencia, un mediometraje que resultó ganador como mejor guion en el Festival de FEMUJER, y que todos los martes de agosto será proyectado en Casa de Teatro. En él se vuelve a tocar las fibras sensibles, pues cuenta la vida de una mujer que se ve limitada por el egoísmo de su pareja y que no la deja seguir sus sueños como actriz, recibiendo maltratos emocionales que le causan una gran frustración.

La mujer en el humor dominicano ha sido maltratada y estereotipada

Quienes siguen su carrera conocen que fue parte del cuadro de comedia del Show del Mediodía, además, hasta hace poco trabajó en shows de humor en el canal 4, algo que sigue haciendo a través de sus redes sociales. Sin embargo, reconoce, y así lo aseguró a Diario Libre, en el humor dominicano se sigue maltratando a la mujer, colocándola en un segundo plano, a pesar de su talento.

“Durante mi paso por el Show del Mediodía me sentí muy agradecida por la oportunidad de formar parte de su cuadro de comedias, pero al mismo tiempo, y esto es una dualidad, me sentí en muchas ocasiones maltratada como artista y como mujer; muchas veces tuve que decir que no a un personaje que querían imponerme, porque ponía en riesgo mi integridad emocional y espiritual... en ese momento me catalogaron como una persona complicada y si ser complicada es usted respetarse a usted misma y lo que hace como profesional, pues sí, lo fui”, se quejó.

Agregó: “Si vemos la cantidad de hombres que han tenido éxito en el humor versus las mujeres que lo han logrado, realmente es evidente que hay una balanza que no se corresponde”. A su juicio esto tiene una explicación: “A pesar de que ha habido mujeres con mucho talento para hacer humor han tenido que hacer otras cosas para explotar el ingenio, porque no se lo permiten y eso tiene que ver en algunos casos con nuestra cultura, nuestro machismo”.

Se quejó que, mientras a los hombres no se les cuestiona, a la mujer exitosa en los medios, y el humor no está exento de eso, se le dice que ha tenido que “acostarse con alguien” para destacar, y no ha sido así. “En mi caso nunca he tenido que hacer nada que yo no he querido hacer para estar en un medio o para expresar mi arte”, reveló.

“No negociaría mi dignidad como persona por ningún proyecto”, agregó.

Recuerda que llegó a ese programa gracias a su personalidad. “Agradezco a Víctor Reyes, que era guionista. Un día fui al programa y dije ‘yo soy actriz y quiero ser parte del cuadro de comedia’. Me dio una oportunidad, a la gente le gustó y desde ahí hasta que salí”.

Luego estuvo en varios proyectos, incluyendo un show de humor, El rumor de la noche, que se transmitía por el canal 4. Ahí su parodia de la comunicadora Consuelo Despradel se ganó el aprecio del público.

Obra “Confinadas. (FUENTE EXTERNA)
Marissabel Marte, veterana actriz que no teme a los retos

Marissabel aconseja a la nueva generación a no dejarse llevar de las tentaciones, ser perseverantes y mantener su dignidad. Eso a ella le ha dado resultado, asegura.

Como actriz ha trabajado en películas como “La Barbería” y más de una veintena de obras de teatro, entre las que se destacan: “Baño de damas”, “Confinadas” o “El mata suegras”. Actualmente se encuentra preparando su próximo proyecto, un monólogo. Es, además, licenciada en Ciencias de la Comunicación y maestra de inglés, certificada por la universidad de Cambridge.

Mostrar comentarios (1)

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Asumiremos que está de acuerdo con esto, pero puede optar por no participar si lo desea. Aceptar Lee mas